San Pablo, 1 Corintios 13: 4-6

El amor es sufrido, es benigno;

el amor no tiene envidia,

el amor no es jactancioso, no se envanece;

no hace nada indebido, no busca lo suyo,

no se irrita, no guarda rencor;

no se goza de la injusticia,

mas se goza de la verdad.

Todo lo sufre, todo lo cree,

todo lo espera, todo lo soporta.


DESPLIEGA PESTAÑA

miércoles, 2 de mayo de 2012

AÑO NUEVO



No sé cómo empezar este año nuevo para entrar con buen pie. La situación del país, de los países, del mundo entero…, meten el corazón en un puño. Y no es para menos. Vivimos la gran revolución de una nueva esclavitud: los indignados, los desesperados, los parados, los olvidados, los solitarios, los desconfiados, los amargados, los despedidos, los separados, los hambrientos, los oprimidos, los depresivos y los OPULENTOS: banqueros, mercantilistas, observadores financieros, políticos…, que, a la caza, vigilan, pesan, miden y exigen, a los más débiles medidas restrictivas en sus escasas economías y en su hipotético estado del bienestar. Esto se ha convertido en una merienda de lobos. ¡Sálvese el que pueda!, si es que puede. De todos modos y, a pesar de los pesares, una se escapa, fabula, sueña y vive su día a día, convencida de que es mejor así, pero sin olvidarse de alargar la mano para hallar la otra que te necesita. Una que es poeta o eso dicen, se ampara en un verso, a ser posible de amor, porque amando, quizás haya alguna posibilidad de que alguien te ame.

No hay comentarios: